Mito 1– El divorcio es igual de común en la iglesia que en el mundo

mito 1

Artículo por Bob Russell.  Para ver el artículo original visitar su BLOG.

¿Alguna vez has escuchado estas estadísticas?  “El 50% de matrimonios en los EEUU terminan en divorcio, y el número de divorcios en la iglesia es igual de malo que el divorcio en el mundo.”

Siempre he tenido serias dudas sobre estas estadísticas.  No parecían ser consistentes con lo que yo estaba presenciando cada día.  Pero son frecuentemente citados por el mundo para socavar la credibilidad de nosotros los que defendemos el matrimonio bíblico.  “¿Qué derecho tiene la iglesia de decir algo sobre la familia tradicional cuando los matrimonios cristianos son fracasos totales?”

Sin embargo, un libro reciente por Shaunti Feldhahn titulado, “Las buenas noticias sobre el matrimonio” está destrozando algunos de los mitos espirituales sobre las estadísticas sobre el divorcio ampliamente aceptadas.  La autora recientemente completó un estudio de ocho años que demuestra que las estadísticas que han sido reportadas repetidamente por los medios ni siquiera se acercan a la verdad.

La mitad de todos los matrimonios no están terminando en divorcio.  Según la Oficina del Censo, el 72% de aquellos quienes han contraído matrimonio, ¡siguen casados con su pareja!  Y el 28% que no siguen casados incluye aquellos cuyas parejas han fallecido.  Feldhahn escribe, “Nadie sabe lo que el promedio de divorcio de primeros matrimonios es, pero basado en el número de viudas y otros factores, podemos estimar que probablemente cae más cerca del 20-25%.  Para todos los matrimonios (incluyendo segundos matrimonios, y siguientes) está en el rango de 31-35%, dependiendo del estudio.”

Feldhahn sugiere que otro mito que necesita ser rebatido es la noción que “Un estudio de George Barna encontró que el número de divorcios es igual en la iglesia.”  Ella escribe, “De hecho, el Grupo Barna no encontró semejante cosa, y George Barna mismo me dijo que le encantaría corregir este malentendido—porque no estaba estudiando a personas ‘en la iglesia’.”

Los estudios del Grupo Barna se enfocaban específicamente en el número de divorcios de aquellos con creencias cristianas y no cristianas, y no tomaron en cuenta la asistencia al culto.  La gran mayoría de Estadounidenses profesan tener creencias cristianas, pero menos de un tercio de ellos en realidad asisten regularmente a una iglesia, ni toman en serio su compromiso con Cristo.

Feldhahn escribió, “Así que trabajé con el Grupo Barna y volvimos a contar los números: y si la persona estaba en la iglesia la semana pasada, su nivel de divorcio bajó por 27%.  Y esa es una de las bajas más pequeñas que se encontró en estudios recientes: en general, la asistencia regular a la iglesia rebaja el nivel de divorcio desde 25-50%, dependiendo del estudio que lees.

Si estoy interpretando sus estadísticas correctamente, eso significa que el 80-90% de matrimonios donde la pareja asiste a la iglesia regularmente permanecen INTACTOS.  Esos siguen siendo demasiados divorcios, y como “Dios odia el divorcio”, debemos hacer lo que podemos para mejorar relaciones y profundizar compromisos.  Pero sí refuta la mentira que la gente cristiana que va a la iglesia es igual de rápida en divorciarse que aquellos que no lo hacen.

Hay un viejo dicho que cualquier mentira, sin importar lo absurdo que sea, si es repetido con suficiente frecuencia, terminará siendo creída.  Dejemos de creer esta mentira.  Mientras que la iglesia tiene fallas que necesitan ser corregidas, dejemos de castigar a la iglesia por pecados que no ha cometido.  Honremos a aquellos quienes han permanecido fieles.  Animemos a nuestros jóvenes a respetar el matrimonio bíblico y a que se involucren en una iglesia local.  No nos dejemos llevar por la falsedad que no tenemos ningún derecho de defender el matrimonio tradicional porque ha fracasado por completo.

Sea el matrimonio honroso en todos, y el lecho matrimonial sin mancilla, porque a los inmorales y a los adúlteros los juzgará Dios. (Hebreos 13:4)

*Shaunti Feldhahn es una investigadora social entrenada en Harvard, expositora popular y autora de los bestsellers “Solo para mujeres”, “Solo para hombres” y “Los secretos sorprendentes de matrimonios altamente felices”, los cuales han vendido 2 millones de copias en 22 idiomas por todo el mundo.  Sus investigaciones regularmente aparecen en medios tan diversos como The New York Times y Enfoque en la Familia, la revista Cosmopolitan y The Today Show.  Con “Las buenas noticias sobre el matrimonio” Shaunti está entusiasmada por apoyar a líderes en mover a matrimonios desde un lugar de desánimo hacia la esperanza.  Busquen más actualizaciones en http://www.goodnewsmarriage.com.

SIGUIENTE:  MITO 2– UN PECADO ES IGUAL DE MALO QUE OTRO

ÍNDICE

Categorías: Etiquetas: ,

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s